Archivo de la etiqueta: pedazo de tetas

Ellos quieren tetas

Hijos míos, estos son mis pechos, comed todos de ellos.

Hijos míos, estos son mis pechos, gozad todos de ellos.

Os voy a contar una cosa: a mí los hombres me dan lastimita.

Pues sí.

¿Que por qué?

Me dan pena porque los pobres no tienen tetas.

Ellos adoran las tetas, y por eso creo que deberían tener sus propias tetas, ya que al depender de las nuestras, siempre tienen que andar yendo a la playa en busca de tetillas, o mirando en el Gugle, o espiando a su vecina, o camelándose a sus novias para que se las enseñen… Algunos nunca consiguen unas tetas, a pesar de sus esfuerzos. Y no es justo.

Con la fácil que sería que ellos tuvieran las suyas propias… De esa forma podrían mirárselas cuando quisieran, tocárselas, y con algún esfuerzo, hasta chupárselas y hacerse una autocubana…

Y no me refiero a que ellos tengan pechos, que ya los tienen, aunque en versión pequeñita. Ellos ya pueden disfrutar de sus pezones, porque son similares a los nuestros. Yo me refiero a tetas, tetas, de esas que caben en una mano o en varias, según el tamaño. Tetas de tías.

De verdad que os compadezco. Deberías alguna vez saber qué es tener tetas.

Sentir esa sensación de poder.

Las tetas son nuestras amigas.

Las tetas abren puertas.

Yo a las mías las he adiestrado desde pequeñas y son capaces hasta de traerme el periódico y las zapatillas a la cama…

Sin ir más lejos, este blog ha multiplicado por tropecientas sus visitas en el último mes. ¿Por qué? TETAS.

Bueno, también se debe en parte a la generosidad de otros blogueros que me han enlazado o citado en sus blogs, como es el caso del Malagueño Morboso, Ellisto o Skorphio El del Pepinillo. Un millón de gracias a estos guarretes.

Si yo fuera un hombre, me operaría y me pondría tetas, sí señor. Y me estaría metiendo mano todo el día.

Un besito y un restregón de tetas a todos los hombres destetados, que tan mal lo tienen que pasar, día a día, sin pechitos ellos.